Hoy os damos algunas ideas para celebrar el Fin de Año, una de las noches más especiales, a medida para los más pequeños de la casa.

Nochevieja se aproxima y todos queremos que sea perfecta. Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que, generalmente, los peques no aguantarán hasta las campanadas. Es posible que se duerman antes de tiempo así que haremos posible que den la bienvenida al año a su manera.

Si tu bebé es un recién nacido, si es posible, será mejor celebrarlo en vuestra casa para no tener que desplazaros. En caso contrario, asegúrate de contar con una habitación donde tu bebé pueda dormir tranquilamente.

A los niños les encantan los juegos, ¿por qué no preparar algunos especiales para recibir el nuevo año? Educativo y divertido 🙂

Los niños pueden pensar un deseo para cada mes del año nuevo. Por cada deseo que pidan, tendrá que ir acompañado de un buen propósito. Guardaremos cada uno de los deseos en un cofre y los abriremos conforme vayan llegando los meses.

La preparación de la fiesta también puede ser un juego entretenido para ellos. Hazle sentir parte del evento y se sentirá como uno de los “mayores”. Podemos preparar juntos aperitivos divertidos, sanos y sabrosos. Este año podemos optar por preparar canapés con formas de animales con ingredientes que les puedan gustar.

Los rituales de fin de año gustan tanto a mayores como a pequeños. Si esa noche tu peque aguanta hasta las 12 podemos

No puede faltar el tradicional cotillón, ¡a los peques les encantará! Todavía mejor si hacemos nuestro propio cotillón, puedes utilizar tejidos como felpa, goma eva o plumas de colores… será totalmente original. También podéis aprovechar y preparar una noche temática con disfraces: indios y vaqueros, películas de disney…

¿Qué os parecen? ¿Vosotros sois de celebrar la Nochevieja en casa o de salir a cenar? Podéis dejarnos un comentario más abajo contándonoslo, ¡Feliz Año Nuevo!