Estar bien hidratada durante en embarazo es fundamental para preservar la salud de tu bebé. Por eso, es importante cuidar este aspecto durante el verano, ya que el calor hace que nos deshidratemos con mayor facilidad. Además, es la época del año en la que más cansadas estamos, por lo que un aporte extra de vitaminas y nutrientes es también muy recomendable.

Las frutas, las verduras y los lácteos son los alimentos que más te pueden ayudar a sentirte hidratada y fuerte en los días de más calor. Las frutas, además de ser muy refrescantes, son ricas en vitamina C y A, te aportan ácido fólico y potasio; y lo más importante: tienen un alto contenido en líquidos. Las verduras, por su parte, son ricas en fibras, vitaminas y minerales. Por último, los lácteos, te aportan calcio, vitamina B2, vitamina D y proteínas, además de ser también muy refrescantes.

Y para que comer estos alimentos te resulte sencillo, pero sobre todo muy apetecible, te hemos preparado tres recetas que los combinan de forma original y saludable, y que además son de lo más refrescante para que hagas frente al calor del verano.

 

Smoothie de frutas del bosque

Smoothie Frutos del BosqueLos smoothies son unos refrescantes batidos con hielo y leche, a los que se les puede añadir cualquier tipo de fruta. Para hacerlo, sólo tienes que batir todos los ingredientes con una batidora, una termomix, o el aparato que tengas en casa para esta finalidad. Puedes elegir las frutas que más te gusten, y combinarlas con otros ingredientes como menta o jengibre.

Nosotros te sugerimos que prepares un smoothie con frutas del bosque y queso fresco desnatado. Es una receta muy refrescante, ideal para el verano, que puedes tomar para desayunar, o para picar algo en mitad de la mañana o de la tarde.

Si te gusta que la textura sea más cremosa, puedes añadirle yogur en vez de leche.

Anota los ingredientes que te damos a continuación, y ¡a batir!

 

Ingredientes:

    – 150 gramos de queso fresco
    – 150 gramos de frutas del bosque.
    – 150 mililitros de leche desnatada.
    Azúcar o edulcorante.
    Hielo.

 

Crema de melón

10El melón es una de las frutas más veraniegas que hay, y además de estar riquísima es muy refrescante. Por eso, puedes utilizarla para hacer ensaladas o batidos. Nosotros te recomendamos elegirla como el ingrediente principal de una crema.

Para cocinarla, solamente tienes que triturar los ingredientes que te damos en esta receta, y servirla fría. Puedes acompañarla con una virutas de jamón y decorarla con menta. Lo ideal es utilizar jamón serrano, pero debido al embarazado, te recomendamos que utilices jamón cocido y le darás un toque muy suave.

Si quieres darle un toque crujiente, puedes servirla con unos picatostes o con unos cubitos de pan frito.

 

Ingredientes:

    – 500 gramos de melón.
    – 25 mililitros de nata líquida.
    Nuez moscada.
    Sal.
    – Virutas de jamón cocido.

 

Ensalada de sandía y aguacate

18297_23934585_a4a042cf4fd6bfb47701cbc8a1653ada.slLas ensaladas son las mejores aliadas del verano, porque son recetas frescas y fáciles de hacer. Pero, ¡ojo! También tienen la peculiaridad de hacerse con una gran cantidad de alimentos crudos y, por lo tanto, tienes que tener especial cuidado a la hora de lavarlos y desinfectarlos, especialmente en verano, que es cuando más bacterias crecen.

Las ensaladas con frutas están deliciosas y te ofrecen un aporte extra de hidratación, por lo que nosotros hoy te recomendamos una ensalada de aguacate y sandía, con una salsa muy refrescante.

Para prepararla, solamente tienes que lavar bien los ingredientes, y cortarlos al gusto: cuadraditos, cubos, rodajas, etc. Después, báñalos en una salsa de yogur.

 

Ingredientes:

    – 1 rodaja de sandía.
    – 1 aguacate.
    Lechuga.
    – Salsa de yogur.